Pegaso, el caballo con alas. Construcción en origami.



He aquí una interesante propuesta, ideal para realizar con los peques en un día de lluvia en que a veces cuesta encontrar otro entretenimiento que no sea la tele o el ordenador.


A la vez que les vamos enseñando cómo hacer esta manualidad, cuyos pasos vemos en este vídeo tan bien logrado, podemos aportar un poco de cultura y un poco de leyenda contándoles quién era este místico y tierno personaje.


Según nos informamos en wikipedia, se trata de una figura de la mitología griega. Pegaso era un caballo alado que nació de la sangre derramada por Medusa cuando Perseo le cortó la cabeza.


Su figura es inconfundible por ser totalmente blanco y poseer dos alas que le permitían volar. Cuando lo realizaba, Pegaso movía las patas con elegancia sin igual, como si en realidad consiguiera “correr” por el aire.


Vale la pena agregar que es uno de los equinos más célebres junto con Rocinante (caballo de Don Quijote de la Mancha), Babieca (el de El Cid), Bucéfalo (el de Alejandro Magno) y el caballo de Troya, entre otros.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*