Pulsera oriental


Es más simple de lo que parece. Las piezas individuales se repiten constantemente y gracias a la elasticidad del nylon no hace falta utilizar un cierre, hasta con anudar los extremos.


Materiales y herramientas:



  • 7 botones de latón envejecido con 4 agujeros
  • 7 cuentas de vidrio tallado negras, 7 mm
  • 70 cuentas de vidrio tallado ámbar iridiscentes, 4 mm
  • pegamento
  • Aproximadamente 1 m de nylon elástico, 0,25 mm

Paso a paso:


1- Divida en primer lugar el hilo de nylon en dos trozos iguales y fíjelos con cinta adhesiva a la superficie de trabajo.
2- Empiece ahora con el primer elemento: enfile en ambos hilos 2 de las cuentas de vidrio de color ámbar.
3- Pase ambos hilos por una de las cuentas negras de 7 mm. Cruce los hilos: el de la derecha sigue hacia la izquierda y viceversa.
4- Vuelva a enfilar dos cuentas ámbar en ambos hilos.
5- Los botones: pase en cada lado, el hilo por el primer agujero de la pieza metálica hacia abajo y a través del segundo agujero hacia arriba.
6- Enfile una cuenta ámbar en cada uno casino de los hilos. Vuelva a pasarlos tal y como se describe en el paso 5 por los agujeros del botón metálico.
7- Ya está listo un primer elemento. Repita los pasos 2 a 6 hasta que la pulsera tenga la longitud necesaria para cerrarse en torno a su muñeca.
8- El último elemento que enfile es una pieza metálica. Tome los extremos de los hilos que ha pegado con cinta adhesiva y anúdelos con los extremos que han pasado por la pieza metálica.
9- Recorte las puntas sobrantes y fije los nudos con una gota de pegamento.


UN CONSEJO: Pegue los extremos de ambos hilos de nylon con cinta adhesiva sobre la superficie de trabajo para
fijarlos.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*